09/09/2007

La inteligencia de niños y monos es similar


Un simio tiene la capacidad de hacer pequeñas sumas y usar herramientas que un niño de dos años no sabe ni cómo agarrar, pero el niño es más inteligente por haber aprendido culturalmente a interpretar intenciones y a imitar a los adultos para resolver un problema, no porque tenga más cerebro.

En otras palabras la inteligencia humana es consecuencia de una especialización de la cultura, y no a una inteligencia general asociada al mayor tamaño cerebral, según una investigación realizada durante los últimos cuatro años por un equipo internacional de científicos.

La española Victoria Hernández-Lloreda, que participo en el trabajo, explicó que para su investigación se ha aplicado "una amplia batería de tests cognitivos" a 106 chimpancés y 32 orangutanes, y a 105 niños de 2 años de edad.

Vía Univision


1 opiniones:

Pues que bueno que fuimos nosotros los que evolucionamos aunque sea solo culturalmente.