30/12/2008

Amigo pasa la verde, digo pásala verde


Estos son consejos que encontré en la página de Greenpeace México de cómo ayudar al medio ambiente con las compras que hacemos, pensado en futuro.

Evita comprar los productos que son desechables. Compra lo que en realidad vas a utilizar.

Ahorra energía: No prendas las luces navideñas, focos, calentadores y otros aparatos que consumen electricidad, cuando no los necesites. Para tu árbol de navidad utiliza luces del tipo LEDs, claro de de ser posible. El LED (Diodo Emisor de Luz) es un pequeño dispositivo que sirve para iluminar, sólo que en comparación con un foco tradicional, cuya eficiencia es del 5%, estos tienen una eficiencia de hasta el 90%. O comprar árboles de navidad de leds: son compactos, tienen efectos de iluminación, no se calientan y pueden durar hasta 12 años.

No consumas bacalao, el que se consume en México viene de Europa, el bacalao es sobreexplotado a ambos lados del Atlántico, las dos poblaciones canadienses están en niveles tan bajos que han sido clasificadas como en peligro de extinción y amenazadas. En el Atlántico Noreste, la mayoría de los stocks están en muy malas condiciones y todos los stocks están clasificados como sobreexplotados o en riesgo de ser explotados de forma insostenible, excepto los stocks islandés y del mar de Barents (Ártico Noreste) donde los stocks están mejor gestionados. Además, el bacalao se captura principalmente con redes de arrastre de fondo, dañando el fondo marino y con una alta tasa de capturas accidentales o descartes y, en menor medida, con anzuelo.

Prepara tu cena con alimentos orgánicos. Evita los transgénicos, enlatados, embutidos, alimentos demasiado procesados o carne de animales exóticos o en peligro de extinción.

Existe un amplio mercado de productos usados en buen estado (libros, discos, video juegos), puedes buscar gangas y podrías hacer verdaderos regalos, más sentimentales que materiales.

Evita comprar productos que requieran pilas, o si lo vas a hacer es preferible que también regales unas pilas recargables junto con su cargador.

No envuelvas tus regalos con mucho papel o carton, o hazlo de manera muy peculiar (con periódico por ejemplo) o con hojas recicladas ilustradas con dibujos especiales, reduce papeles, moños y etiquetas.

Si compras algo de madera busca aquellos que tengan el sello FSC, lo que garantiza que tu compra no contribuye a la tala ilegal.

A los niños, regálales juguetes educativos no bélicos, sexistas ni que contengan PVC. Regala cultura, hay muchas librerías.

Los niños agradecen cosas que exploten su creatividad y motiven su inventiva. Si vas a darles algún juguete, cuida dos cosas muy importantes: que éste no sea de PVC y que no use pilas, o que en su caso las baterías sean recargables y vengan acompañadas de un buen cargador. En una de esas, las baterías y el cargador le duran más al niño que el juguete.

Si vas a comprar aparatos eléctricos, opta por los que consumen menos energía.

No uses sprays de “nieve”. Sus ingredientes contribuyen al cambio climático.

Vía Greenpeace México


0 opiniones: